Procesador de alimentos

 

 

LOS MAS VENDIDOS

 

【RáPido Y FáCil De Usar】 Dedique menos tiempo a la preparación en la cocina: el procesador de alimentos agiliza y facilita el trabajo común de preparación de la cocina, como rallar queso, rebanar verduras y hacer puré de prestos y salsas. Facilita el proceso de preparación de alimentos y brinda una experiencia culinaria única.

2

3 electrodomésticos en 1: procesador de alimentos, licuadora multiservicio y batidora personal

3

Procesador de alimentos multifuncional: versátil y compacto, el procesador de alimentos multifuncional de 1100 W es ideal en cocinas con espacio limitado disponible. Cortar, picar, amasar: este producto es fácil de usar y muy funcional.

4

Picadora eléctrica compacta de 400 W de potencia. Pica y pulveriza hielo en segundos. Multiusos, apta para todo tipo de alimentos, pica y trocea frutas y verduras de todos los tipos, incluso carne

PRIME 49% DESCUENTO

22.9 EUR

5

Picadora de Alimentos con 600 vatios de potencia

PRIME 23% DESCUENTO

35.06 EUR

 

 

 

LAS MEJORES OFERTAS

 

 

 

 

 

El procesador de alimentos es una herramienta válida tanto para quien tiene la experiencia de un cocinero experto, como para quien es principiante. Entre los productos para la cocina , ahora se ha hecho necesario, tanto es así que casi siempre lo encontramos en listas de bodas. 

Es un aparato versátil, con muchas funciones para facilitar la preparación de alimentos o los ingredientes de una receta.

Pero, ¿para qué sirve realmente un procesador de alimentos? Entre las muchas marcas disponibles, ¿cuál es la que mejor puede hacer por nosotros? ¿Cuáles son los criterios para elegirlo? 

¿Qué funciones son opcionales y cuáles son esenciales? ¿Ofrece un procesador de alimentos las mismas funciones típicas que una batidora o licuadora? ¿Cuáles son las diferencias? 

¿Qué se debe hacer para la limpieza y el mantenimiento adecuado? Con este artículo intentaremos aclarar estas y otras cuestiones intentando entender cuáles son las características que debe tener un dispositivo de este tipo y cómo utilizarlo de la mejor forma.

 

Para que sirve un procesador de alimentos

Es un electrodoméstico que está diseñado para realizar todas las funciones útiles para la preparación y procesamiento óptimo de ingredientes y platos, funciones que antes se realizaban de forma manual a través de diferentes utensilios de cocina. 

Los mejores robots de cocina permiten un considerable ahorro de tiempo en la preparación de nuestros platos al integrar múltiples funciones mediante la combinación de muchos accesorios que permiten una considerable flexibilidad de uso.

Un procesador de alimentos bien equipado podrá realizar una serie de funciones que incluyen: licuar, batir, homogeneizar, amasar, mezclar, cortar, picar, picar, moler, exprimir, pasar, mezclar. 

En resumen, se puede realizar cualquier operación de procesamiento de alimentos funcional a la preparación culinaria que estamos realizando. Es esencialmente un aparato especializado, nuestra mano derecha mientras estamos en la cocina.

El procesador de alimentos suele estar compuesto por un cuerpo central que contiene un motor eléctrico de potencia variable entre 750 y 1200 watios (aunque se proporcionan potencias superiores para electrodomésticos destinados a uso profesional intensivo en restaurantes y hoteles).

Y controles a través del donde se controlan las funciones del motor, principalmente la velocidad de rotación, a lo que se suman las opciones de pulsación y rotación invertida para los modelos más valiosos.

 

Procesador de alimentos con función de cocción

Se trata de procesador de alimentos multifuncionales que además de las funciones típicas implementan la cocción de alimentos, imprescindible para aquellos que siempre tienen prisa y luchan con demasiados compromisos. 

Este tipo de aparatos se conocen como máquinas de cocinar . Simplemente inserte las dosis correctas de ingredientes y siga las instrucciones en los libros de recetas de los fabricantes y listo, ¡el plato está listo! 

Diferentes tipos de cocción posibles: eléctrica, inducción, cocción al vapor, ¡hasta freír! 

Realmente increíble hasta hace poco: el heredero de la vieja batidora que hace de todo de la A a la Z mientras nosotros nos quedamos libres para ocuparnos de otras cosas, hasta que llega el momento de disfrutar de nuestro plato.

 

Procesador de alimentos y batidora

En ocasiones existe la tendencia a confundir la batidora y el procesador de alimentos multifunción porque la gran cantidad de accesorios que caracteriza a algunos modelos ayuda a alimentar la confusión. 

En realidad, las diferencias son claras y hay elementos muy concretos que caracterizan a uno u otro dispositivo.

Los procesador de alimentos multifunción son aparatos diseñados para realizar diferentes tipos de funciones, es decir, gracias a la rica oferta de accesorios, pueden sufrir transformaciones reales, literalmente cambiar de forma en función de la tarea que están llamados a realizar.

Estos aparatos también incluyen la función de amasado, sin embargo no están especializados para esta tarea y sobre todo no están equipados con un motor que garantice fuerza y ​​potencia para manejar grandes cantidades de masa y cargas de trabajo intensas durante largos periodos.

Por el contrario, las batidoras están diseñadas para la tarea específica de trabajar los ingredientes para obtener una mezcla homogénea, cuentan con un cesto más amplio y espacioso y palas que se conectan a brazos y motores que desarrollan la potencia necesaria para llevar incluso un masa grande. 

El mezclador utiliza motores mucho más potentes que, también debido a la relación de transmisión, pueden garantizar la fuerza requerida. 

Los procesadores de alimentos multifunción están diseñados para usos multitarea, y esto también se refleja en las características de los motores y circuitos eléctricos y electrónicos que ponen a disposición numerosos modos de uso y velocidades variables.

 

Procesador de alimentos y licuadora

En este caso estamos hablando de una condición opuesta a la anterior. 

En comparación con el procesador de alimentos multifunción que realiza numerosas funciones y dependiendo del modelo y rango de precio también ofrece otras posibilidades como drive y funciones adicionales como cocinar.

La batidora mantiene una estructura más simple y está especializada para realizar trabajos menos exigentes, caracterizada por predominio de líquidos a obtener licuados, jugos, batidos, helados, nata montada, todos preparados donde un motor elevado más que potencia es fundamental.

Existen en el mercado batidoras clásicas y de inmersión , ideales para batir natas y helados o para la preparación de cremas y mousses.

 

Cómo elegir un procesador de alimentos

Existen numerosos factores que contribuyen a la elección de dicho dispositivo. 

Entre las principales, el tipo y cantidad de funciones que pone a disposición el robot de cocina, la capacidad expresada en litros de las cestas y vasos, la potencia máxima del motor y las tensiones de trabajo, el precio de venta y el suministro de accesorios. 

La calidad de los materiales es un criterio de elección que puede marcar una gran diferencia mientras que la elección de una marca reconocida puede ser importante.

Así como la cobertura que dan las garantías sobre defectos de fabricación y la presencia en nuestra zona de un servicio postventa válido. Hablamos de electrodomésticos de alta tecnología que implican desgaste de materiales y posibles averías.

 

Funciones

El procesador de alimentos es un dispositivo que, a través de la intercambiabilidad de accesorios, es capaz de realizar diversas funciones de una manera sorprendentemente versátil.

Entre las funciones esenciales que debe garantizar un electrodoméstico de este tipo podemos enumerar: licuadora, robot de cocina, centrifugadora, exprimidor de zumos, batidora, gancho amasadora, rebanadora. 

También hay algunas funciones adicionales que varían de un modelo a otro y que pueden hacer que nuestro procesador de alimentos se acerque aún más a nuestras necesidades.

La posibilidad de ser utilizada como batidora completa con hileras para hacer pasta es un opcional que puede hacer feliz a mucha gente, al igual que la posibilidad de cocinar. 

Por supuesto, cuantas más opciones estén disponibles, es más probable que aumente el precio de venta. 

Los fabricantes más importantes suelen poner a disposición una mayor cantidad de accesorios y kits de expansión que se pueden adquirir por separado y que hacen que el robot de cocina sea aún más versátil.

La elección de un dispositivo que tenga diferentes posibilidades de ajuste, diferentes velocidades y un rico suministro de piezas es ciertamente recomendable para cubrir todas las necesidades comprando un solo dispositivo. 

Es bueno tener ojo para aquellos productos que hacen de la calidad de los materiales y del equipamiento técnico sus puntos fuertes. Lo ideal sería poder permitirse un procesador de alimentos con una calidad que también se pueda utilizar para uso profesional.

En este sentido, las características técnicas son discriminatorias, donde por el mismo precio es preferible un motor más potente.

La provisión de cestas de acero y la presencia de preconfiguraciones de gestión del motor nos colocan frente a un electrodoméstico de cierta clase y lo indican, como herramienta de trabajo para nuestras creaciones culinarias.

El número de velocidades, las temperaturas de funcionamiento en presencia de la función de cocción de alimentos, la presencia de un temporizador y avisos acústicos son opciones deseables. 

La disponibilidad de accesorios y kits que se pueden adquirir por separado es prerrogativa de aquellas marcas que hacen de la satisfacción del cliente una verdadera misión.

 

La habilidad

La elección de un modelo en lugar de otro no puede separarse de la evaluación de la capacidad del aparato. Aquellos que tienen familias con varias personas, donde quizás un litro extra pueda ser conveniente, sentirán esta necesidad más. 

Es preferible que el procesador de alimentos tenga un  de vidrio templado. Las capacidades típicas son las de tres o cuatro litros. Sin embargo, hay electrodomésticos de las mejores marcas que se duplican. 

Claramente, los dispositivos más grandes pertenecen a la gama superior de productos, también a la venta a grandes precios.

No olvidemos, entonces, que una mayor capacidad también corresponde a un mayor volumen. Por lo tanto, es una buena idea no exagerar en la elección, o terminará con un aparato que es difícil de administrar debido a la falta de espacio.

 

La potencia

La potencia del motor es un factor determinante en la identificación del uso objetivo y las posibilidades que ofrece el procesador de alimentos. Esto se mide en vatios y cuanto mayor es el valor en vatios, mayor es la potencia que puede proporcionar el motor. 

Por supuesto, los electrodomésticos grandes necesitarán motores más potentes. El tipo de transmisión que se utiliza para acoplar el motor a los engranajes adquiere mucha importancia en el rendimiento y el rendimiento.

Algunos modelos cuentan con motores de accionamiento directo que son capaces de desarrollar buenas potencias incluso con una menor cantidad de vatios sin sufrir efectos secundarios como sobrecalentamiento o fallas. 

Por supuesto, el sistema de control del motor, la calidad de los componentes, el número de velocidades disponibles aumentan la versatilidad.

Un cuerpo de motor fabricado en materiales resistentes, que tenga una buena base que agarre la superficie sobre la que está colocado, es un indicio de una buena construcción, mejor aún si en lugar de modelos de plástico podemos elegir un modelo con el cuerpo del motor en aluminio o acero para garantizar la durabilidad en el tiempo.

 

El precio

La gran cantidad de equipos y la calidad del dispositivo afectarán los precios de venta. Sin embargo, es limitante considerar solo el valor comercial del aparato sin considerar las otras variables. 

Basta con echar un vistazo a un sitio como Amazon para darse cuenta de esto. Existen numerosos modelos en el mercado con las más variadas características técnicas y constructivas, y muchas veces en este sitio hay ofertas atractivas que nos permiten comprar un buen producto a precios muy competitivos. 

Podrás encontrar productos cuyo precio de venta oscila entre unos cincuenta y cuatrocientos euros. Por lo tanto, nos enfrentamos a un rango de precios muy amplio: por este motivo, esperamos ayudarlo en su elección con nuestros consejos y reseñas.

 

Marcas de procesadores de alimentos

Para la compra puede elegir entre las muchas marcas del mercado. Estos incluyen: Bosch, Kenwood, Moulinex y Philiphs que tienen varios modelos entre sus listas. 

Estas son las marcas más populares en este sector específico. En particular, Bosch y Kenwood ofrecen productos sólidos y bien cuidados en la elección de materiales y accesorios. Sin duda, se recomienda elegir una de estas marcas. 

Se trata de marcas universalmente conocidas, con centros de servicio en todo el territorio. Otras marcas conocidas son Braun, Thermomix, para completar una oferta de dispositivos para todos los presupuestos y capaces de satisfacer todas las necesidades.

 

Limpieza y mantenimiento

Estas joyas de la tecnología deben conservarse en perfecto estado de funcionamiento y deben limpiarse con regularidad y en todo caso después de cada uso. 

El cuerpo del motor suele ser de plástico o aluminio fundido a presión y para limpiarlo bastará con pasar una esponja suave húmeda y ligeramente enjabonada con un jabón no agresivo. 

Esto preste atención para que no entren líquidos en el área del motor porque esto podría causar cortocircuitos y fallas de funcionamiento.

Para los accesorios, sin embargo, las partes de vidrio y acero inoxidable o aluminio se pueden lavar en el lavavajillas, mientras que las partes de plástico y plexiglás deben tratarse con delicadeza y será suficiente lavarlas a mano con la ayuda de una esponja y usar de jabones no agresivos para no dañar las piezas de plástico con el tiempo y hacer que pierdan su brillo. 

Los batidores y los ganchos para masa, si están hechos de metal, pueden ir al lavavajillas. Las partes metálicas revestidas deben lavarse a mano. Finalmente, todas las piezas de aluminio también deben lavarse a mano porque es un metal que tiende a ennegrecerse.

Blanca Hernández
Blanca Hernández

Los materiales parecen buenos y no tiene pinta de que puedan romperse

Óscar
Óscar

Muy buena compra a un precio increíble.

Deja un comentario